15 mayo 2013,
 0

1.- Si tenes la posibilidad, elegí una casa de forma cuadrada que tenga protegida la parte posterior y los laterales, dejando vía libre la zona de la entrada. Se entiende como protección a  arboles, lomas  u otros edificios. Una fuente o estanque en la entrada del lado favorecerá la fortuna.
Por lo general, la mayoría de las viviendas tienen la pileta en el fondo pero el lugar adecuado sería en la entrada; de formas redondeadas y suaves.

2.- Evita los objetos agudos y afilados como plantas de hojas afiladas, esquinas, mesas cuadradas, vigas, columnas, etc. Hay que tener en cuenta que un fundamento esencial del Feng-Shui es utilizar la energía del Chí, fuerza universal que nos rodea, y que podemos canalizar y utilizar. Por tanto todos los objetos redondos y en espiral le serán propicios y evitara que la energía se estanque. Por el contario las líneas rectas, que no son nada aconsejables en Feng-Shui, como por ejemplo un pasillo o una columna cuadrada propagan muy mal el Chí. Si tiene una mesa cuadrada o rectangular con puntas, coloque sobre ellas objetos redondos que suavicen las formas.

3.- La parte delantera de la casa es Yang (movimiento) por lo que se recomienda que se instale junto a la puerta los lugares de ocio y el comedor, dejando para la parte posterior, Ying (quietud) los dormitorios y la biblioteca. Evitar colocar en la entrada objetos que dificulten el paso y por ende la energía. Por ejemplo, los expertos no aconsejan los cactus en la entrada por su forma puntiaguda.

4.- La limpieza y el orden deben ser imprescindible, pues permite que la energía fluya con libertad. Los aromas naturales y los inciensos aumentan el flujo del Chí y mucho mejor si es acompañado con música de relajación.

5.- Los animales domésticos son muy aconsejables, atrayendo el Yang, por su movimiento constante por toda la casa. Los maestros de Feng-Shui aconsejan la posesión de tortugas que es un animal de protección del hogar. Los gatos suelen elegir zonas de radiaciones para sentarse o descansar, por tanto nunca te acomodes en dichos lugares.

6.- Nunca alinear los espejos con puertas y ventanas (excepto si tienes delante de tu vista un bello paisaje y pretendes atraer para tu hogar el Chí de la naturaleza). Sobre todo evitarlos frente a la puerta principal y en los dormitorios. En la entrada te repelerá la energía, que no entrara en tu casa y en los dormitorios al entrar dentro de los objetos considerados Yang, te perjudicaran el descanso.

7.- Los colores deben ser utilizados correctamente en cada habitación de la casa o negocio, según le corresponda dentro del esquema del Ba-Gua o Pa Kua.

8.- Las puertas y ventanas no deben estar alineadas, si no pueden cambiarse separarlas visualmente, bien con un biombo o con cortinas.

9.- Colocar objetos que tengan que ver con el agua (elemento muy importante) en la parte norte de la casa (excepto si hay un inodoro), como por ejemplo un acuario o una fuente.

10.- Si tienes escaleras dentro de la casa no colocar jamás debajo de ella un escritorio o un acuario, ni nada que exprese movimiento, instala más bien elementos relacionados con la familia.

11.- Tanto las columnas cuadradas como las vigas expuestas son consideradas mal Feng-Shui, creando un Chí negativo debido a sus esquinas y formas rectas, actuando como flechas envenenadas hacia el lugar donde apunten. Un remedio para las vigas expuestas es crear un falso techo, si no es posible colocar dos flautas de bambú con cordones rojos apuntando sus boquillas hacia arriba. Para las columnas cuadradas se pueden colocar plantas que giren alrededor de la columna, objetos redondos, sonería o espejos (estos anulan visualmente la columna).

12.- El baño debe emplazarse en la zona norte, nordeste o noroeste del hogar ya que está vinculado al elemento agua. Mantenerlo perfumado y ordenado. Situado en el centro de la vivienda provoca posibles enfermedades. El remedio puede ser colocar un cristal semicircular en la puerta.

13.- Los hornillos de la cocina siempre han de estar limpios y pulcros, pues representan la prosperidad. El mejor emplazamiento de la cocina es el lado oeste de la vivienda, procurando que no coincida con la puerta principal. Evitaríamos problemas de obesidad y psicológicos.

14.- En los dormitorios buscamos tranquilidad por ello no son aconsejables todo lo relacionado con el agua. Elige colores relajantes como el azul, los tonos beige y claros. Eludir sobre todo la existencia de una viga descubierta sobre la cama y mucho más si es de forma vertical, pues representa la separación de la pareja. El colchón de matrimonio debe ser de una sola pieza y se debe evitar los metales en la cama o en la cabecera.

15.- En la sala de estar, elige colores como el verde, el amarillo o el rojo (aclarar que cuando hablamos de colores no solo me refiero al tono de las paredes sino al color general de los objetor reinantes en el lugar). Colocar el sofá o juego de living de modo que se puedan ver las caras. Un espejo en el comedor que refleje a la familia. Las mesas mejor que tengan las esquinas redondeadas y si no es así decorar con objetos redondos o con curvas.

PA KUA 5

 

 Estos son solo consejos universales en el Feng-Shui. Hay mucha bibliografía y cuando más uno se meta en el tema; mejor puede adaptar el Feng Shui a algo personalizado según la intuición; factor muy valioso para los maestros, y a su vez cambiará su vida y la de los demás.